Siguenos

  • Siguenos en Facebook
  • Siguenos en
  • Siguenos en
  • Siguenos en

C.A Osasuna

¡Que juegue mi madre!

| Comentar

En la temporada 48-49, con Osasuna en Tercera había un jugador en la plantilla que se gastaba rápidamente el dinero que le pagaba el club. Para llevarlo al buen camino su madre se presentó en la sede rojilla y pidió que le pagaran a ella en lugar de a su hijo. Pero al siguiente partido el futbolista en cuestióne exigió a la hora de salir al campo que le pagaran a él. Como el club se negó el susodicho jugador tuvo una respuesta muy clara: "¡Pues que juegue mi madre!. El club tuvo que dar marcha atrás y pagarle...